Advierten sobre otro nuevo impuesto a transacciones de mercancía importada

imagesEL CAPITOLIO – La portavoz de la delegación del Partido Nuevo Progresista (PNP) en la Cámara de Representantes, Jenniffer González Colón denunció que en la sesión cameral del miércoles, que se extendió hasta horas de la noche, se discutió un nuevo impuesto a transacciones comerciales de mercancía que entra a la Isla. Según la legisladora, el Proyecto de la Cámara 1172 presentado por los representantes populares Luis Vega Ramos y Rafael Hernández Montañéz, es “otro arbitrio abusivo y atropellante” que tendrá un efecto cascada en la economía maltrecha de la Isla.

“Somos una isla. Dependemos en gran medida de la importación y este proyecto encarece lo importado y atropella las transacciones. No tenemos la infraestructura necesaria para llevar a cabo la inspección de todos estos furgones que llegan a la isla para determinar qué de lo importado es para uso y si el comerciante no está de acuerdo con el impuesto que se le exige por su mercancía, tendrá que pagarlo para mover su carga y más adelante, en un procedimiento adicional impugnar la corrección de lo pagado, en detrimento del comerciante”, expresó la legisladora en declaraciones escritas.

“Eso o deja la mercancía en el puerto sin moverla, hasta que le cobren lo correcto, lo que interrumpirá seriamente el libre flujo de productos, sin hablar del aumento en los costos que le transferirán consecuentemente a los consumidores. Como siempre pasa con lo propuesto por el PPD, el pueblo terminará pagándolo”, agregó.

González Colón abundó que esta medida trae un problema de seguimiento al libre flujo de las transacciones, al tener que pagar en el momento IVU algo que tal vez no tenía que pagarlo. Además, esto crearía un problema de fiscalización del arbitrio y en muchos casos podría haber una doble tributación de IVU y arbitrio por lo ambiguo de lo que se propone.

Dijo que la medida requiere un agente de Rentas Internas para que revise toda la mercancía en el puerto y determine cual está exenta y cual no. Compañías como Fedex y UPS no pueden ser agentes cobradores. “¿Tendría que haber entonces un agente de rentas internas en cada uno de estos servicios?”, cuestionó.

“Poco a poco aparecen en medio de la oscuridad de la noche, los impuestos sorpresas que alertamos. Este desgobierno popular legisla a espaldas del pueblo, improvisando y con una sola consigna: paga, pueblo, paga”, criticó la portavoz.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.